Para entender lo que sigue, el lector debe permitirse -ahora y en cada lectura posterior- alcanzar un estado mental adecuado. Se os pide -transitoriamente, por supuesto- que dejéis de lado todas vuestras opiniones filosóficas, religiosas y políticas, y que seáis casi como los niños, que no saben nada. Nada, eso es, excepto que realmente oís, veis, sentís y oléis. Suponed que no estáis yendo a ningún lado salvo aquí, y que nunca hubo, hay ni habrá otro tiempo salvo el presente. Simplemente sed conscientes de lo que en realidad es, sin atribuirle nombres y sin juzgarlo, puesto que estáis palpando la realidad misma y no las opiniones sobre ella. No tiene sentido tratar de suprimir los borbotones de palabras e ideas que transitan por la mayoría de los cerebros adultos, de modo que si no se detienen, dejadlas seguir como quieran y escuchadlas como si fuera el sonido de tráfico o el cloqueo de las gallinas.

Dejad que vuestros oídos oigan lo que quieren oír, dejad que vuestros ojos vean lo que quieran ver; dejad que vuestra mente piense lo que quiera pensar; dejad a vuestros pulmones respirar a su propio ritmo. No esperéis ningún resultado especial, puesto que en este estado desprovisto de palabras e ideas, ¿dónde puede existir pasado o futuro, y dónde alguna noción de propósito? Deteneos, mirad y escuchad... y permaneced aquí un momento antes de proseguir la lectura. Alan Watts (El camino del Tao)


31 may. 2010

¿QUIÉN ES QUÉ?

EL MAYOR FRAUDE

Maharaj dice que la consciencia es el Mahamaya engañoso y hechicero, que es el mayor engaño que ha existido jamás. Este fascinador sentido de presencia no es más que un sentido, un concepto que se presenta en lo Absoluto Inmanifestado como un huésped no deseado, que se apodera de la casa de manera tan insidiosa que al anfitrión lo invade una sensación de falsa seguridad y de bienestar. Maharaj también lo califica de "enfermedad temporal" que produce un delirio mientras dura.
Este sentido de estar vivo, de estar presente, es tan embriagador que a uno lo hechiza la manifestación que presenta. Uno se apasiona tanto por el espectáculo, que rara vez se preocupa de enterarse de si el espectáculo existe de verdad o si no es más que una visión, una alucinación, un sueño, un espejismo. Uno ve el árbol, y le encanta tanto que uno olvida que el árbol no es más que el desarrollo de la semilla, que es su verdadero origen. El propósito del paramartha (parama-artha, el significado esencial) es buscar la fuente, la semilla. ¿Cuál es la semilla de esta manifestación? Si no eres consciente, ¿existe alguna manifestación de alguna clase?, pregunta Maharaj. Si no eres consciente, ¿Existe para ti el universo? El mundo sólo es cuando eres consciente. Así pues, evidentemente, el universo se contiene en la mota de consciencia (que se supone que existe en un mínimo resquicio del centro del cráneo). La consciencia no puede manifestarse a sí misma, no puede ser consciente de sí misma si no hay un aparato psicosomático: el cuerpo. ¿Cuál es el origen del cuerpo? Evidentemente, el espermatozoide masculino fertilizado en un óvulo del vientre de una mujer. ¿Cuál es el origen del espermatozoide y del óvulo? Los alimentos que consumen los padres. Y bien, pregunta Maharaj, ¿a qué conclusión llegamos? Lo Absoluto, el potencial último, la fuente de todo ¡no puede de ninguna manera ser una cosa tan vulgar como "los alimentos"! Por tanto, ¡esta yo-soy-dad, la consciencia, este sentido de presencia no puede ser más que un concepto, una visión un sueño, una alucinación! Y esta consciencia es la fuente de toda manifestación... ¡de hecho, es la manifestación!
Llegados a este punto, surge un pregunta básica y fundamental, ¿Quién ha llegado a esta conclusión? ¿Quién puede ser, sino "Yo"? "Yo", que soy responsable de todo tipo de manifestación; Yo, que soy todo tipo de fenómeno manifestado; Yo, que estaba presente hace cien años; Yo, que estaba presente antes de que se concibiera el "tiempo"; Yo, que soy la intemporalidad; Yo, que soy la conciencia no consciente de sí misma, pues en éste, mi verdadero estado de Plenitud, de Unicidad, no hay presencia ni ausencia; ausencia de la presencia de presencia, ausencia de la presencia de ausencia, es lo-que-Yo- soy (y todo ser sencible puede decir esto, no de sí mismo, sino como "yo")


¿Necesitamos un breve repaso de todo? Aquí está:

1.- La existencia manifestada es fenoménica, y los fenómenos, al ser apariencias cognoscibles sensorialmente y limitadas por el tiempo, son una visión, un sueño, una alucinación y, por tanto, falsos. La existencia inmanifestada es Absoluta, intemporal, inespacial, no se da cuenta de existir, no cognoscible por los sentidos, eterna; por tanto, es verdadera. ¿Quién dice esto? La consciencia, naturalmente, que intenta conocerse a sí misma y no lo consigue, porque el conocer (no existe conocedor como tal) no puede conocer: el ojo no se puede ver a sí mismo, aunque vea todo lo demás. El buscador es lo buscado. Esta es la verdad básica y esencial.



2.- Yo, inmanifestado, soy la potencialidad total, la absoluta ausencia de lo conocido y lo cognoscible, la absoluta presencia de lo desconocido y lo incognoscible. Yo, manifestado, soy la totalidad de todos los fenómenos, la totalidad de lo conocido en la inconcebibilidad de lo desconocido inmanifestado.

3.- Sólo puede existir Yo(el Yo eterno) absolutamente incondicionado, sin el más leve vestigio de atributos, subjetividad pura. El mero pensamiento "mí" es una esclavitud inmediata y espontánea (aunque ilusoria). Que desaparezca de , y entonces, de manera inmediata y espontánea, tú eres Yo.


4.- Fenoménicamente, "mí" (y "tú", y "él") no es más que una apariencia en la consciencia; ¿Cómo puede estar sujeta a esclavitud una apariencia? Nouménicamente, ¿cómo puede Yo (subjetividad pura) necesitar liberación alguna? La liberación no es más que librarse de la idea de que existe "alguien" que necesita liberación.

5.- ¿Cómo puede saber uno si está "progresando" espiritualmente? Es posible que la muestra más clara del "progreso" sea la falta de interés por el progreso y la falta de angustia por la liberación, a raíz de una aprehensión clara de la apercepción instantánea del "funcionamiento" total de nisarga (la naturaleza) en la que no hay lugar para una entidad autónoma.



Ramesh S. Balsekar
(El Buscador Es Lo Buscado)

27 may. 2010

ADYASHANTI


UN MAESTRO EXTRAORDINARIO


El estilo de enseñanza de Adya (estilo también conocido como satsang) ha sido comparado al de algunos maestros chinos del primer Chan (zen) y al de los maestros indios del Vedanta Advaita (no dualismo). Él se siente muy afín al último sabio del Advaita, Nisargadatta Maharaj, así como a otros maestros iluminados de tradiciones orientales y occidentales. Aunque sus retiros son una mezcla de meditación silenciosa, enseñanzas del dharma y conversaciones con sus estudiantes, no se centra en el desarrollo de prácticas espirituales para llegar a despertar, sino en la disolución y deconstrucción de la identidad personal.

Al igual que muchos de sus estudiantes, yo también experimenté un poderoso despertar en la presencia de Adyashanti. A pesar de que había dejado de interesarme por la idea de un maestro años antes de conocernos, y aunque había dejado de buscarlo, ese despertar me hizo ver que él era mi maestro. Entonces descubrí que un maestro/guía puede indicar a la mente la puerta de salida y abrir el corazón al amor y al radiante vacío que subyace a la existencia.

Es una experiencia extraordinaria, profunda e indescriptible, que anula todo interés adicional en la búsqueda espiritual. Aquellos que tienen esta experiencia permanecen conectados a un lugar extraordinariamente sencillo, tranquilo y abierto de su interior. Yo había estudiado seriamente las enseñanzas espirituales orientales de varias tradiciones y había sido profesora y terapeuta de buscadores espirituales; sin embargo, hasta que no descubrí a este maestro, el maestro que me hacía vibrar, no vi con claridad el poder de la extraordinaria relación entre estudiante y maestro. Me siento profundamente agradecida por este afortunado encuentro.

Adya ejemplifica las infinitas posibilidades de una vida espiritual realizada, así como la sencillez de lo ordinario. A mi parecer, él vive en la plenitud del vacío y la libertad, demostrando la relación dinámica que existe entre la fuente y la espontaneidad, entre el corazón y el humor, apreciando los aspectos formales y no formales de la existencia.


Bonnie Greenwell (editora)
(La Danza Del Vacío)


26 may. 2010

ADYASHANTI


DEJA QUE TODO SEA

TAL COMO ES.

Photo by Guillem


Adyashanti
(Meditación Auténtica)


21 may. 2010

CONFERENCIA


EL CAMINO DIRECTO HACIA TI MISMO

CONFERENCIA DE DARÍO LOSTADO EN ESPAÑA

TEMA: “EL CAMINO DIRECTO HACIA TI MISMO”.

FECHA: Sábado 22 de mayo de 2010

HORA: 17 H.

LUGAR: c/ Manzanillo, 23. Sant Pol de Mar (Cataluña)

PLAZAS LIMITADAS.

Confirmar asistencia al telf: 93 760 01 91



20 may. 2010

SABIDURIA



COMPRENSIÓN SUPREMA


El sabio chino Hui Neng, sexto patriarca del Zen, le reveló la verdad a un seguidor:

"Cuando no piensas en el bien ni piensas en el no-bien, ¿cuál es tu faz original? (¿cuál es tu "Yo" verdadero?). Cualquier cosa que sea considerada como aceptable o inaceptable, agradable o desagradable, mejor o peor, es un juicio dictado por la mente dividida del concepto del "yo". Siempre que sea eliminado este juicio, el concepto del "yo" estará ausente y lo que permanece será la mente-integral, la faz original".



La comprensión suprema ocurre cuando se comprende que no hay nada que buscar. Es más, cuando buscas Eso, Eso desaparece, y cuando dejas de buscar Eso, no Lo puedes escapar. El sabio vive feliz en su satisfacción, viendo, oyendo, tocando, oliendo y saboreando con la comprensión total de que Eso es lo no manifiesto de aquello que ve, oye, toca, huele y saborea. Toda experiencia sensorial y conceptual es una ilusión. "Eso" es el adentro del afuera del cual estamos rodeados por todos lados, el adentro que es el Reino de Dios, la Consciencia pura, lo no manifiesto desde lo cual todo se manifiesta, pero no como cosas separadas.


Ramesh S. Balsekar
(Un Dueto De Uno)


17 may. 2010

AQUÍ Y AHORA


Enfoca tu mente en el "soy", que es puro y simple Ser.
Sólo estás aquí y ahora.
Completa el significado de estar completamente aquí y completamente ahora.

Para ello debes abandonarlo todo, permaneciendo tan sólo como conciencia y presencia aquí ahora.

Esto es corazón.
Esto es Ser.



Mooji
(Palabras Surgidas Del Silencio)


13 may. 2010

ILUMINACIÓN Y DESEO.


DESEO Y EMOCIÓN

Wayne, después de la Iluminación, ¿se sigue queriendo cosas?

Se quieren cosas en función del organismo. El organismo está programado y condicionado de tal modo que ha de tener deseos, y algunos de ellos están asociados con el cuerpo, como la necesidad de comer, beber, sexo o calidez. Este tipo de deseos son aspectos del cuerpo, inherentes al mecanismo.

Dependiendo de la naturaleza del mecanismo, ésas son necesidades de supervivencia. ¿Hay otros deseos que excedan estos que has mencionado?

Te refieres al deseo de una hamburguesa "In 'n Out"* específicamente, o al deseo de tomar sushi, que de algún modo están en la parte baja de la escala de supervivencia. (Risas) Esos son deseos específicos. Surgen deseos específicos.

De modo que desear una hamburguesa "In 'n Out" y no ser capaz de tomar una hamburguesa "In 'n Out"...

...puede causar frustración en el mecanismo cuerpo-mente. Cuando un deseo, algo que quieres, no es satisfecho, puede producirse frustración. Todas estas cosas ocurren y son parte del funcionamiento del mecanismo. Ahora bien, la cuestión es si hay un sentido de autoría asociado de algún modo con ello. ¿Hay algún sentido de que "es" mi deseo de una hamburguesa "In 'n Out", o simplemente hay un deseo de una hamburguesa "In 'n Out"?

Pero el hecho de implicarse, y lo que dure la frustración, eso indica que la mente pensante se involucra. ¿Queda ésta descartada?

Bueno, no queda descartada, ni siquiera está allí. Implicarse es pensar: "¿Qué me va a pasar si no me como una hamburguesa "In 'n Out"? (Risas) ¿Sobreviviré? ¿Seré capaz de gestionar la frustración asociada con el hecho de no conseguir una hamburguesa "In 'n Out"? ¿Me volveré loco? ¿Me convertiré en algún tipo de criatura alocada que no quiero ser?". Todo este proceso de involucración deja de ocurrir.

Digamos que la irritación dura 5 minutos. Y después vuelves a pensar:"Maldita sea, si pudiera comerme esa hamburguesa "In 'n Out""... ¿Vuelve a surgir la irritación?

Puede volver a surgir, claro. Toda la cuestión se centra en cuál es la respuesta del ser iluminado a la frustración, o a un deseo, o a algo que quiere. Diría que en lo que tenemos que centrarnos es en que no hay seres iluminados. El efecto de abandonar el sentido de actuación personal en el mecanismo cuerpo-mente es muy variado, y por eso es difícil determinar cuál será la respuesta de un mecanismo cuerpo-mente concreto. Estás preguntando: "¿Cómo se comportará este mecanismo cuerpo-mente? ¿Cómo responderá? ¿Cómo reaccionará?". Lo que está ausente en un mecanismo cuerpo-mente en el que se ha producido la iluminación es la sensación de ser el agente, la sensación de estar involucrado en cualquiera de estas cosas. La respuesta forma parte de la naturaleza del mecanismo cuerpo-mente. Podrías decir que hay un reconocimiento de un deseo, pero incluso decir que hay reconocimiento del deseo de tomar una hamburguesa "In 'n Out" es ir demasiado lejos. Aquello que reconocería que ese deseo está presente ha desaparecido. Simplemente hay deseo de una hamburguesa "In 'n Out". Se produce la consiguiente frustración cuando hay un deseo de una hamburguesa "In 'n Out" y no podemos tomarla, pero eso es experimentado como parte de Lo Que Es. Y dices: "¡Quiero estar iluminado porque no me gusta la frustración; la frustración me frustra y me hace infeliz! ¡No me gusta estar frustrado, no me gusta estar infeliz, no me gusta esa sensación de no conseguir lo que quiero! Por eso, si me ilumino, no voy a tener que experimentar eso más", lo que al mismo tiempo es cierto y no esa cierto. Es cierto en la medida en que no vas a tener que experimentar eso más, pero el alivio o la satisfacción que obtendrías al no experimentarlo tampoco estará allí. (Risas)


Aunque no haya implicación, los sabios iluminados también lloran, ¿verdad?

Desde luego. Hay una gran historia sobre Milarepa que cuenta que uno de sus discípulos iba caminando por un campo y vio a Milarepa sentado en medio del campo llorando inconsolablemente. El discípulo corrió hacia él y dijo:

-Maestro, Maestro, ¿qué es lo que pasa?
Milarepa levantó la mirada y dijo:
-Acabo de recibir la noticia de que mi hijo ha muerto.
-Pero, Maestro, nos has estado diciendo que todo esto sólo es un sueño, una ilusión -dijo el discípulo después de reflexionar un momento.
-Sí, es un sueño, es una ilusión, pero la muerte de un hijo es la ilusión más dolorosa de todas -respondió finalmente Milarepa.


Wayne Liquorman
(Aceptación De Lo Que Es)

* Marca de hamburguesa del oeste de los Estados Unidos.

12 may. 2010

SEIDAD


LO QUE ESTÁ OCURRIENDO


Todo lo que hay es lo que está ocurriendo, y no importa si eso es una inhibición o un pensamiento...; no importa si es pensamiento onírico, es lo que está ocurriendo. No entender esto puede producir frustración e ira, y eso sería lo que estaría ocurriendo. La resistencia o la no-resistencia a esto también pueden ser lo que está ocurriendo. Sentarse en el asiento, tomar té, caminar, sentir calidez, sentir frío, siempre hay únicamente lo que está ocurriendo..., incluyendo el sueño profundo cuando no está ocurriendo nada. Sólo hay seidad siendo eso que aparentemente está ocurriendo.

No podemos escapar, ni alcanzar, ni ser conscientes del ser; es simplemente lo que es. Es totalmente abierto y es totalmente secreto en cuanto hay una aparente búsqueda de él. Lo que se busca nunca puede ser conocido, pero tampoco se ha perdido nunca.


Tony Parsons
(La Nada Que Lo Es Todo)


11 may. 2010

CONFERENCIA



NUEVA CONFERENCIA DE DARÍO LOSTADO EN ARGENTINA


NUEVA CONFERENCIA DE DARÍO LOSTADO.

TEMA: "Las Diferencias Odiosas Entre Sexos y el Camino de Solución".

DÍA: 12 de Mayo de 2.010

HORA: 18'30 h.

DIRECCIÓN: CASA DE MADRID. c/ Libertad, 940. Buenos Aires, (Argentina).

ENTRADA GRATUITA.


10 may. 2010

CANTO DE AMOR


Éste es el canto de amor.

La canción de libertad está en nuestros cuerpos, en nuestros sentidos, constantemente siendo y hablándonos a través del cuerpo.

Y toda la cuestión de no estar allí, y de que no hay significado, es secundaria con respecto a esa vivacidad absolutamente apasionada.


Tony Parsons
(La Nada Que Lo Es Todo)

7 may. 2010

RISA


LA VERDADERA RELIGIÓN


¿Por qué esperar motivos? La vida tal como es debería ser suficiente razón para vivir. Es tan absurda, es tan ridícula. Es tan hermosa...¡tan maravillosa!

Es todo tipo de cosas al mismo tiempo. Es una gran broma cósmica.

La risa es la cosa más fácil del mundo si la permitís, pero se ha convertido en algo difícil. La gente ríe muy rara vez, y aun cuando lo hace no es una risa verdadera. Las personas ríen como si le hicieran un favor a alguien, como si cumplieran un cierto deber. La risa es diversión. ¡No es un favor a nadie!. Igual que con el amor. También el amor es diversión. La risa es diversión. Pero, de algún modo, en la mente ha calado hondo que estáis cumpliendo con un deber.

No se debería reír para hacer feliz a otro, porque si vosotros no sois felices, no podéis hacer feliz a nadie. Simplemente deberíais reír por voluntad propia, y sin que exista un motivo en particular.

Si empezáis a analizar las cosas, no seréis capaces de dejar de reír. Sencillamente, todo es perfecto para la risa, no falta nada, pero no lo permitimos. Somos muy mezquinos con la risa, con el amor, con la vida. En cuanto sepáis que se puede dejar de ser mezquinos, pasaréis a una dimensión diferente.


La risa es la verdadera religión. Todo lo demás es metafísica.


Osho
(Día A Día)


5 may. 2010

TONY PARSONS


DESPUÉS DE LA LIBERACIÓN...



Me preguntaba si tus relaciones con la gente cambiaron profundamente cuando te ocurrió todo esto. ¿Perdiste relaciones o adquiriste otras nuevas?

No lo sé. Es posible. Pero eso no es verdaderamente relevante. No hay nadie. Antes de la liberación, y también después, es tan sólo lo que hay. La cosa ni mejora ni empeora. Simplemente es lo que es.

¿De modo que nada cambia de manera importante?

No en el sentido de que los valores o las cosas mejoran para el individuo, no. La liberación no es para el individuo, de modo que esto no tiene valor para la persona individual. De hecho, la liberación es lo peor para el individuo, porque es el final de la individualidad. De modo que no hay nada que ganar y todo que perder. Esto ha perdido todo, y tú aún te tienes a ti mismo.

Después de la liberación, ¿qué hace que te levantes, comas, vayas al trabajo, etcétera?

Antes de esto creías que tenías un motivo, porque tienes una vida y eres "tú" quien lo hace todo...; haces que todo ocurra.
"Tengo mi vida y voy a ir a trabajar cada día porque así ganaré un sueldo y podré pagar las facturas."
Después de la liberación, levantarse, trabajar y pagar las facturas son cosas que ocurren. Curiosamente, nunca han hecho otra cosa que ocurrir, pero tú les añades el "tú". Tú te añades a la historia de ti yendo a trabajar.

Pero si no hubiera nadie, entonces nadie necesitaría ir a trabajar; nadie necesitaría ganar dinero.

No cambia nada porque no hay nadie y no hay necesidad, excepto en el sueño de separación.

A mí me parece que podrías quedarte tumbado y simplemente ser.

Pero ¿Quién está eligiendo tumbarse y simplemente ser?. No hay un alguien. Nadie ha hecho nunca nada. Nadie hará nunca nada. La gente sólo cree que está haciéndolo en el sueño. Tumbarse, ponerse de pie, tomar el desayuno, trabajar, es lo que parece ocurrir, pero tú aún crees que tienes que hacer algo para que ocurra... "Estoy haciéndolo." De modo que el ser añade un "yo" simulado. No hay hacedor, sólo hay eso que parece ocurrir.

Si dejas de alimentar el fuego y simplemente eres...

Pero ¿Quién va a hacer eso?

No lo he calculado.

Ése es el problema. Esto es lo que digo: no hay nadie que pueda elegir dejar de alimentar el fuego y simplemente ser. No hay nadie que tenga que hacer eso. Ser es simplemente ser, con o sin el sueño de la entidad separada. Tú, que buscar el ser, eres una expresión del ser. De modo que el ser no tiene ningún requisito. Lo que es, es ilimitado, totalidad inmaculada.


Tony Parsons
(La Nada Que Lo Es Todo)


4 may. 2010

LA NO-DUALIDAD EN "LA CONTRA" DE "LA VANGUARDIA".


Ivan Oliveiros (Sesha), maestro de vedanta advaita, una rama del induísmo.

"Atrévase a estar presente sin preguntarse adónde le llevará"

49 años. Nací en Bogotá y vivo en Valencia. Estoy licenciado en Ingeniería Mecánica y estudié Filosofías Orientales. Separado y con tres hijos. Hacemos el mundo con nuestras actitudes y con nuestros pensamientos. El ser humano está integrado en un todo inteligente
¿La conciencia es innata al ser humano?
Sí, es una red de interacción en la que el ser humano está integrado y que produce en sí misma una condición profundamente inteligente. Desde este prisma no tienes que echar mano de un ser más inteligente, de un creador.

Ese es su tema: la no dualidad.

Cuando interpretas el mundo con el marco de la dualidad, determinas que una cosa es el que percibe y otra lo percibido.

Yo, y todo lo demás.

Exacto. Pero en Oriente hay otras formas de percepción, que se establecen creando nuevos estados de conciencia en los que la relación observador y observado cambia.

Tradúzcamelo a lo práctico.

Cuando conduces, si no reaccionas a cada curva te estrellas. De igual manera, en la práctica, estos estados de percepción se traducen en no estar en Babia, en no estar en las nubes, en estar presente, en vivir acorde con la intensidad de cada instante, en convertir cada momento en único.

Bueno, todos lo pretendemos.

El problema no es pretenderlo, sino lograrlo. Cuando ves una película y estás absorto en ella, no te das cuenta de que tú estás ahí, estás sin pensarlo. La atención constante a un objeto diluye tu sentido del yo; entonces surge una percepción diferente que se traduce en estar atento, vivo. Eso se llama no dualidad, y aflora la sabiduría y la intuición.

Nos lo han explicado muchas veces, pero en la práctica se escapa.

La mente, tal como funciona, está constituida de hábitos, y esos hábitos producen condicionamientos. Le es muy difícil a una persona salirse de esa forma habitual de percibir e interpretar las cosas. Intente por un instante no ser consciente de nada.

Imposible, ¿verdad? Incluso se es consciente de que se está distraído. Hay una condición en usted que es permanente: la conciencia. La conciencia es un don que poseemos, una fuerza inherente de saber. Su capacidad de cognición está siempre presente y se puede experimentar de manera diferente.

Bien, ¿de qué manera?

Siendo simultáneamente objeto y sujeto de percepción, eso le hará libre.

No entiendo nada.

Cuando usted percibe el mundo, lo percibe desde usted; lo que no es usted lo llama mundo. El mundo es su objeto y usted el sujeto, y desde ahí interpreta el mundo: yo y todo lo demás. Bien, pues le haré una pregunta.

Cuando lee un libro y está absorta en él, ¿dónde está usted en ese instante?

Leyendo el libro.

Sí, de acuerdo, ¿pero Ima reconoce que es Ima la que lee el libro?

No, Ima está absorta en el libro.

Exacto, si estás absorto en algo interesante o bello, estás perdido en ese momento en la percepción misma, en el presente. Y en ese instante no puedes catalogarte como yo, ya que no tienes conciencia de ti mismo.

De acuerdo, ¿y?

Cuando estás absorto, concentrado, ocurre algo mágico y misterioso: no tienes conciencia de ti pero sí del mundo que percibes, y reaccionas ante él. ¡Eso es tan grato!

Pasa el tiempo volando, cierto.

Es la pérdida del sentido de dualidad, pero no ocurre voluntariamente. Ahora plantéese otra cuestión: ¿cómo prefiere vivir: así o pensando?... Si pudiera vivir como cuando está absorta, desde ese estado de sabia percepción, si pudiera caminar, cocinar, sentir, dormir, querer así, sería todo diferente.

¿Qué hay en esa entrega total?

Está el mundo.

... Casi lo entiendo.

La mente trata siempre de replegarse a cosas que ya ha pensado o sentido porque así se siente segura, e invade el presente con esos sentimientos y pensamientos. Cuando aprendes a estar presente, gozas de la condición de permitir a las cosas nacer y darles tiempo a morir, y gozarlas con intensidad.

Simplemente, estar presente.

Sí, y esto que parece una simpleza descarga la psique y el sistema nervioso y permite una calidad de vida superior. La presencia es conciencia, y te permite ver el mundo como es. Se trata de convertir lo que vives en lo fundamental, en el momento válido.

¿Y cómo se consigue?

Estamos acostumbrados a que las cosas se consiguen con esfuerzo, pero ¿qué esfuerzo hace usted para existir?

Ninguno.

El problema es que usted quiere conseguir algo que con los atributos que ya conoce es imposible alcanzar. Entonces, lo que yo le digo es: atrévase, simplemente experimente el mundo, atrévase a estar presente sin saber si eso la lleva a otro sitio o no; la suma de esos pequeños momentos la conducirá a esa forma de percepción libre.

¿Coleccionar instantes de presente?

Cuando alguien tiene el don de la escritura, escribe sin dudar, como si alguien le dictara, y eso provoca que el lector se pierda en ese mundo, se convierta en eso. Si tu don es ese, resta en esa perspectiva y fluye en ella, eso te arrastra al presente de manera innata.

Y cada persona tiene un don.

Sí, aproveche su don, aquello en que no duda. A lo mejor es amar, cuidar, trabajar, pescar, cocinar; advierta aquello que por don tiene de natural y en ello sumérjase, la ayudará. Aunque existir en sí ya es un don.

IMA SANCHÍS - 04/05/2010